• Ni sus mismos correligionarios les soportan sus berrinches y les secundan sus escenitas para llamar la atención

 

  • Conminó el líder priista a las y los legisladores panistas así como a su líder nacional Ricardo Anaya Cortés para que se dejen de tonterías e hipocresías

 

  • Ya es costumbre para Aguascalientes que los legisladores panistas señalen lo que no pueden ofrecer como gobierno

 

 

El Presidente del Comité Directivo Estatal (CDE) del PRI, Enrique Juárez Ramírez aseguró que legisladores federales del Partido Acción Nacional al igual que su dirigente nacional Ricardo Anaya Cortés son: “Mentirosos y Traidores” que ni sus mismos correligionarios les soportan sus berrinches y les secundan sus escenitas para llamar la atención.

 

Enrique Juárez, destacó que fueron precisamente legisladores federales panistas que con inventos acusan al Presidente del Comité Directivo Nacional (CEN) del PRI, Enrique Ochoa Reza, del uso de un transporte oficial para trasladarse a Aguascalientes en las giras de trabajo.

 

“Son declaraciones mediáticas de diputados federales para jalar reflectores, lejos de salir a declarar mentiras ellos deberían concentrarse en Aguascalientes porque no están dando resultados como gobierno, en repetidas ocasiones les hemos dicho que están quedando a debernos a los ciudadanos en temas como: seguridad, educación, salud, inversiones, incluso ahora sabemos y es ya de dominio público que se van las inversiones del Estado, el claro ejemplo es la aerolínea que se va de Aguascalientes”, acotó.

 

Conminó el líder priista a las y los legisladores panistas así como a su líder nacional Ricardo Anaya Cortés para que se dejen de tonterías e hipocresías; que actúen como verdaderos representantes tanto federales como locales.

 

“Para que se pongan a trabajar por Aguascalientes, a dar resultados porque lejos de concentrase en adecuar y crear leyes a los constantes cambios sociales de nuestro Estado y País, únicamente hacen chismes en el lugar de trabajar”, abundó.

 

Enrique Juárez, advirtió que ya es costumbre para Aguascalientes que los legisladores panistas señalen lo que no pueden ofrecer como gobierno desviando la atención, porque simplemente no hay resultados positivos, por el contrario desestiman la exigencia de los ciudadanos.

 

Para concluir, el Presidente del PRI en Aguascalientes sigue en espera de que los legisladores federales presenten las pruebas formales de lo que tanto acusan.