URGENTE PROTEGER NUESTROS SÍMBOLOS NATURALES: PARTIDO VERDE

  • En Aguascalientes existen 5 áreas naturales protegidas tanto del orden estatal como federal, mismas que abarcan 145 mil 431 hectáreas.

Con el fin de evitar que intereses políticos y económicos sigan terminando con nuestros cerros y sierras, es necesario protegerlos legalmente por eso, el Grupo Mixto de la LXIV Legislatura conformado por legisladores del PVEM-PES-NA propuso declarar el “Cerro de San Juan”, ubicado en el municipio de Tepezalá, como área natural protegida.

El diputado del Partido Verde, Sergio Augusto López Ramírez indicó que la actividad minera al norte del estado es un detonante económico muy importante para el país, sin embargo, a la par está acabando con reservas naturales muy importantes del estado, incluido diversa flora y fauna característica del lugar como la biznaga y el águila real, por eso la necesidad de proteger estos emblemas naturales para que ya nadie pueda seguir explotando estos sitios.

El legislador ecologista explicó que en Aguascalientes existen 5 áreas protegidas tanto del orden estatal como federal, por este motivo se encuentran protegidas 145 mil 431 hectáreas cuya diversidad constituye el 26 por ciento del territorio estatal, apuntó que dentro de éstas destacan, la Sierra Fría, Cerro del Muerto y la Sierra del Laurel, mismas que establecen un importante corredor biológico para el estado, sin embargo, aclaró que hace falta uno más, el Cerro de San Juan.

El también presidente de la Comisión de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático de la LXIV Legislatura, diputado Sergio Augusto López Ramírez propuso ante el pleno legislativo una iniciativa con proyecto de decreto para que el Cerro de San Juan ubicado en el municipio de Tepezalá sea declarado Área Natural Protegida, sujeta a conservación ecológica y así ya no exista forma de que continúe su afectación, “el Partido Verde está a favor del desarrollo económico siempre y cuando se respete lo más que se pueda la naturaleza”.

El diputado del Partido Verde, Sergio Augusto López Ramírez añadió que las áreas naturales protegidas son lugares donde la población puede ejercer su derecho a un ambiente sano y pulcro y a la par contribuye al desarrollo de una cultura favorable a la conservación de dichos sitios, sin embargo, el Cerro de San Juan hoy en día tanto su flora como fauna han sido muy lastimadas, por eso la urgencia de declararlo área natural protegida.