BP_FH_325

 

*El Ejército le ha dado rumbo, estabilidad y orden al país, asegura

*El PRI, responsable del deterioro de la imagen del instituto armado.

El coordinador de los senadores panistas, Fernando Herrera Ávila, afirmó que el Partido Acción Nacional (PAN) está abierto a discutir un marco legal apropiado que le dé certeza a la actuación del Ejército mexicano en tareas de seguridad.

El senador por Aguascalientes consideró necesario y urgente definir con precisión y resolver de fondo cuáles son las facultades y competencias de las fuerzas armadas, como lo ha solicitado el propio secretario de la Defensa Nacional.

“Acción Nacional no va a soslayar esta petición, es momento de ir hacia una profunda reforma que permita plasmar con claridad cuáles son las atribuciones del Ejército en las labores de seguridad y con ello avanzar a un modelo más moderno de rendición de cuentas en materia de derechos humanos” aclaró Herrera Ávila.

En ese sentido, Herrera Ávila hizo notar que las senadoras y los senadores de Acción Nacional están conscientes del admirable esfuerzo y el sacrificio que las fuerzas armadas realizan día con día para hacer frente a los criminales y llevar paz y tranquilidad a las familias mexicanas, por lo que resultan injustos los cuestionamientos de que han sido objeto en estos días.

El representante popular añadió que el Ejército ha sido institucional, le ha dado rumbo, estabilidad y orden al país, pero en la actualidad atraviesa por un descuido terrible de la institución presidencial y está urgiendo a que se discuta un marco  jurídico adecuado.

El coordinador de la fracción panista en el Senado de la República señaló “nosotros creemos que debe precisarse con puntualidad cuáles son las atribuciones del Ejército cuando es solicitado por el titular del Ejecutivo a intervenir en algunas labores de seguridad, cuáles son sus alcances y cuáles son sus limitaciones”.

Estimó que esto se logrará en la medida en que los demás partidos políticos muestren voluntad y compromiso para alcanzar acuerdos y así permitir que las fuerzas armadas transiten por el sendero de la legalidad.

Asimismo, Fernando Herrera aseguró que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) es responsable del deterioro que sufre la imagen del Ejército Mexicano porque durante cinco años se ha negado a regular la participación de las fuerzas armadas en actividades de seguridad pública. Mencionó que de acuerdo con la Encuesta Nacional sobre Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública 2015 que dio a conocer el INEGI, la confianza en las fuerzas armadas disminuyó drásticamente y la mayor caída la sufrió el Ejército, de 80.7 por ciento en 2013, a 77.6 por ciento en 2014.

Recordó que cuando el PAN era gobierno, propuso en 2009 una iniciativa de reformas a la Ley de Seguridad Nacional, misma que fue aprobada por el Senado en 2010 y enviada como minuta a la Cámara de Diputados, donde, desde entonces, duerme el sueño de los justos.

El legislador por Aguascalientes puntualizó “desde luego que en cinco años las circunstancias se han agravado y por eso estamos abiertos a nuevas ideas. Tenemos presente que el PRI y sus partidos satélites hacen una mayoría amplia en la Cámara de Diputados y es mejor tener una regulación perfectible, que no tener nada”.

Finalmente, Herrera Ávila aseveró que el PRI no ha tomado las decisiones correctas para definir con puntualidad cuáles son las atribuciones del Ejército en materia de seguridad, función que de origen no le corresponde; es por ello el Ejército camina por una zona gris que ha dado pie a que voces intencionadas y aviesas opinen negativamente  de una institución que ha sido garante de la tranquilidad de los mexicanos.