“IMPROVISACIÓN DEL GOBIERNO FEDERAL GENERA CRISIS EN EL SECTOR SALUD”: MEMO ALANIZ

  • Decisiones de Gobierno Federal dejan sin servicios indispensables de salud a los ciudadanos.

La vida de los mexicanos se encuentra en riesgo debido a la crisis del sistema de salud provocada por las decisiones improvisadas que ha tomado el Gobierno Federal.

“No hay dinero para medicamentos, pero si para contratos millonarios de amigos. Se retira el presupuesto para programas de salud como el cáncer, pero se destina para el béisbol” denunció Memo Alaniz, durante su intervención ante la máxima tribuna del Congreso del Estado.

El diputado aseguró que el gobierno debe garantizar el acceso a la salud, sin embargo, las decisiones que ha tomado el Ejecutivo Federal violan los derechos humanos de los mexicanos, pues se priva a las familias de la asistencia médica, sumado a un desabasto de medicamentos.

“El gobierno de la improvisación pone al país en una situación preocupante por el nivel de desabasto de medicamentos en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y en los hospitales públicos administrados por el Gobierno Federal. Además que se destinaron 500 millones de pesos para la promoción del béisbol y cero pesos para la atención del cáncer de mama” refirió.

Al respecto, Memo Alaniz, aseguró que una muestra de estas malas decisiones fue la renuncia de Germán Martínez como director general del IMSS, refiriendo que la decisión pudo haber sido un reflejo de cómo se encuentra el gobierno del Presidente y las malas prácticas al interior de Instituto Mexicano del Seguro Social.

Aunado a lo anterior, Alaniz de León lamentó que el sector salud sea víctima de la corrupción al beneficiar con contratos, por más de 160 millones de pesos por adjudicación directa, al Súper Delegado en Jalisco, Carlos Lomelí Bolaños, familiares y socios; lo cual calificó de incongruente, pues con el pretexto de lograr ahorros, cientos de mexicanos se quedarán sin trabajo y sin atención médica, pero por el contrario si se ofrecen contratos millonarios.

“No podemos minimizar la gravedad del asunto, esto no puede pasar desapercibido. No es posible que se lleven a cabo prácticas oscuras y faltas de transparencia. Es claro que hay tolerancia para los cuates; lo demás si es corrupción” concluyó.